Madonado 1170 - Montevideo, Uruguay
Tel.: (598) 2901 3987   Fax: (598) 2900 0582

La educación superior, según UNESCO (1998), comprende «todo tipo de estudios, de formación, o de formación para la investigación
en el nivel postsecundario, impartidos por una universidad u otros establecimientos de enseñanza que estén acreditados por las autoridades
competentes del Estado como centros de enseñanza superior».
En el contexto histórico y académico actual, las prácticas tradicionales de la educación superior no son funcionales a las necesidades y demandas sociales, por lo que las mismas deben cuestionarse como forma de que la reflexión nos lleve a desnaturalizarlas en la búsqueda de prácticas alternativas para desarrollar un pensamiento reflexivo que conduzca a un aprendizaje autónomo.

Una de las herramientas que la Academia ha creado para la formación y la evaluación de sus estudiantes, de grado o posgrado, ha sido el trabajo académico como herramienta fundamental en la formación terciaria, ya que presenta el resultado de una investigación o una reflexión;
por consiguiente, demuestra la capacidad de investigar y reflexionar en profundidad sobre un tema, estructurarlo y presentarlo.
Prácticamente todo estudiante se enfrenta alguna vez a la realización de algún trabajo académico, una monografía, un ensayo o un trabajo de investigación. Muchos profesores prefieren evaluar a sus alumnos a través de un trabajo, y una buena parte de los planes de estudio
prevén la realización de un trabajo de fin de carrera donde el estudiante aplique el conjunto de los conocimientos adquiridos a través
de su período de formación en la institución. Se trata, pues, de una práctica fundamental en la vida académica.

Una de las características que define estos trabajos es la originalidad en cuanto debe ser el resultado de un trabajo personal sobre un tema
determinado. Esto significa que no basta con los conocimientos previos, tampoco alcanza con la consulta a trabajos anteriores, sino que requiere documentarse consultando diversas fuentes que son la base necesaria para construir un texto reflexivo, claro, con lenguaje especializado, que permita abordar un tema de interés desde la relación teoría-práctica.

Publicado en Revista 137

Durante varias décadas, la Geografía escolar tanto en el nivel primario como secundario se mantuvo sin cambios sustanciales; sucesivas generaciones de estudiantes aprendieron los mismos temas y con los mismos métodos.
Es posible que los lectores asocien sus clases de Geografía con la memorización de datos, la descripción de los lugares y la localización de
montañas, ríos y capitales. Sin embargo, en los ámbitos académicos, los geógrafos hace tiempo que se ocupan de investigar nuevos temas,
se formulan interrogantes sobre problemáticas territoriales, ambientales y sociales, y desde otras perspectivas teóricas intentan elaborar renovadas explicaciones e interpretaciones a las aceleradas transformaciones y los conflictos territoriales del mundo actual.

¿Qué conocimientos deben tener los maestros para enseñar Geografía de manera renovada? ¿Solamente conocimientos disciplinares
actualizados? ¿Qué lugar ocupa la Didáctica específica en la formación de grado? ¿Qué relaciones se establecen entre el enfoque disciplinar
y la propuesta de enseñanza resultante? ¿Qué nuevas finalidades tiene la Geografía escolar? ¿Cómo deben ser las propuestas educativas coherentes con las nuevas finalidades?
En este artículo se pretende aportar algunas respuestas a estos interrogantes, y se espera que también a otros que seguramente los lectores
se formularán.

Publicado en Revista 137

¿Por qué considerar el informe como texto académico?
Antes de dar una respuesta a esta interrogante debemos aclarar qué consideramos texto académico. El estatus de académico requiere de un lector y de un emisor, que mantienen y comparten una serie de normas determinadas por organismos o instituciones, dado que este tipo de
textos tiene por finalidad generar o divulgar conocimiento científico. La producción es de corte intelectual y requiere de niveles de abstracción
para su entendimiento.
Los textos académicos ponen en juego una relación entre aprender y enseñar. Su consulta se realiza por parte de un sujeto que necesita
aprender, y el que enseña es el productor del texto.
La producción de textos académicos puede ser realizada por estudiantes, docentes, investigadores.
Estos conocen a quién va dirigido, las normativas y niveles de profundidad que requiere su elaboración. Este último aspecto está determinado por la diversidad de fuentes –primarias, secundarias– consultadas sobre la temática a informar.
El informe es un texto académico porque para su elaboración requiere de ciertos parámetros predeterminados y, a su vez, tiene por objeto esclarecer, ampliar y comunicar conocimiento formalmente. Así, los informes pueden ser textos orales, escritos o audiovisuales. 

En este artículo haremos referencia a informes escritos, también denominados de “prosa científica”, siguiendo a Cassany (2007). Particularmente se seleccionan aspectos generales, ya que son muy variados los tipos de informes que se elaboran con finalidad académica.

Publicado en Revista 136
Sábado, 26 Enero 2019 12:16

Construcción de Ciudadanía

El Programa Escolar vigente incorporó Construcción de Ciudadanía entre las disciplinas escolares, abarcando bajo ese título diversos aspectos que hacen a la formación del ciudadano.
Estos aspectos incluyen saberes que pertenecen a distintos ámbitos del conocimiento, tanto los elaborados por distintas disciplinas como el “saber común” que portan quienes participan de la vida escolar (alumnos, docentes, comunidad).
Los saberes disciplinares involucrados integran, según indica el Programa Escolar, saberes filosóficos, antropológicos, sociológicos, políticos,
jurídicos y psicológicos.
Se jerarquizan la Democracia como forma de vida, los Derechos Humanos como valores universales y la Cultura de Paz.

Luego de revisar la concepción de ciudadanía a través de la historia, el Programa Escolar señala que es preciso apuntar a la construcción de una concepción alternativa de ciudadanía desde una perspectiva multidimensional: civil, política y social.

Advertimos que el reto pedagógico es enorme. Se nos propone, desde una multiplicidad de aportes de diferentes fuentes, elaborar proyectos
de enseñanza que más que transmitir contenidos, logren moldear en cada uno de nuestros niños un ciudadano crítico, responsable, solidario, cooperativo, con capacidad de resolver conflictos pacíficamente y partícipe activo de los asuntos de su comunidad local, de su país y del mundo.

Ante este desafío, en el presente número ofrecemos algunas propuestas elaboradas por docentes y profesionales de diversas áreas relacionadas con la temática, con el fin de contribuir en alguna medida a la difícil tarea que se le presenta a los maestros.

Publicado en Revista 132

A lo largo de la historia de la educación rural se han establecido fundamentos, líneas de acción en concordancia con lo que se consideró
era su especificidad, que determinaron formas de trabajo y organización, que han dado una impronta especial a la tarea en la escuela
rural y al maestro, a la maestra, que trabajan en ese medio. En el año 1949, esta forma de pensar la educación rural se plasmó en el Programa para Escuelas Rurales (que, con modificaciones, estuvo vigente hasta el año 2008), en el que aparece como concepto novedoso y
estructurador el concepto de “escuela productiva”, que marca fuertemente el papel de la escuela rural como centro educativo para el
alumno y el medio social donde la escuela estuviera inserta.
En ese momento, las especificidades eran dadas por un medio rural muy distinto al medio urbano en cuanto al acceso a las fuentes de información y comunicación; por una población rural en general aislada, que vivía de muy diferente forma a la población de las ciudades;
por situaciones de pobreza, y hasta de miseria, económica y cultural (según lo establecido como cultura en ese momento histórico); que
determinaban que el niño necesitara de otros conocimientos para desenvolverse en ese o en cualquier otro medio en el que le tocara vivir,
y que el maestro recurriera al medio y, reconociéndolo como medio enseñante, planteara la enseñanza.

Sostenemos que la Educación Rural tiene especificidades: la social, como en la década de los cuarenta; y la didáctica, que está dada por el
reconocimiento del potencial que tiene el grupo multigrado, que podríamos llamar la nueva especificidad teórica.

Publicado en Revista 134
Martes, 14 Agosto 2018 13:40

SÍNTESIS DEL MAGISTERIO URUGUAYO

EDITORIAL

EN ESTA RENDICIÓN DE CUENTAS LUCHAR Y AVANZAR.
El pasado 28 de junio en el marco del PARO del PIT-CNT y de la lucha por un mayor presupuesto para la Educación Pública hizo uso de la palabra nuestra Secretaria General Mtra. Elbia Pereira en el Acto central frente al Palacio Legislativo.
Compartimos fragmentos de la intervención:
Compañeras, compañeros… estamos aquí porque somos trabajadoras y trabajadores dispuestos a dar pelea por aquello que creemos justo.
Desde que comenzó el 2018 tenemos claro que es un año de lucha y movilización presupuestal. Sin lugar a dudas en esta Rendición de Cuentas nos jugamos mucho y por lo tanto es el eje central de nuestras tareas y así lo entendimos todos a lo largo y ancho del país.
(…) Nuestro principal eje es la Defensa de la Educación Pública, ya que es el Estado el que debe garantizar el cumplimiento del Derecho a la Educación.
También insistimos en que la conducción de la Educación es de carácter estratégico y que ésta no puede estar supeditada a los gobiernos de turno, por lo tanto reclamamos Autonomía y Cogobierno para toda la A.N.E.P.
En lo que refiere a presupuesto educativo hemos sido muy claros, nuestro reclamo es un presupuesto acorde a las necesidades del sistema educativo no menor al 6% del PBI para ANEP y UDELAR más el 1% del PBI para Investigación y Desarrollo. De la misma manera nuestro reclamo salarial es histórico, alcanzar la media canasta familiar para el maestro grado 1 de 20hs semanales y para el funcionario grado 1/6 de 40hs semanales. ¿¿¿ Eso es pedir mucho??? Eso es pensar en que el salario nos permita vivir dignamente.
Los maestros somos vocacionales de la educación, soñadores, y luchadores por poder alcanzar el mejor futuro que le podamos dar a nuestros niños, únicos destinatarios de nuestro trabajo.
Hoy estamos aquí porque somos parte de la central única de trabajadores, gloriosa central única, pero también porque somos parte de una gloriosa Federación, la Federación Uruguaya de Magisterio-Trabajadores de la Educación Primaria.
¿Y saben qué compañeras….compañeros? Queda mucho por lograr, y cuando lo logremos sin duda tendremos nuevas demandas, pero debemos bajar la pelota al piso, mirar toda la cancha como hace Matías Vecino, Lucas Torreira o nuestro gran capitán Diego Godín… y evaluar.
Por eso compañeros y compañeras los invito a hacer un imaginario brindis. ¡Levantemos una copa imaginaria compañeros, levantemos los termos y los mates, levantemos las manos! Si, compañeros, porque la lucha consigue cosas, la lucha da resultados. Cada uno de los trabajadores de Primaría logró con su lucha transformar un NO en un SI. Hace un mes no había lugar para presupuestar a las 300 compañeras auxiliares de servicio; la movilización decidida y la negociación inteligente, siempre sumando, uniendo, pudieron lograr una nueva conquista.
¡¡¡La lucha paga compañeras y compañeros, la lucha paga!!! No es una frase hecha, es la realidad, La realidad que vivirán Zulma, María, Norma, Sandra, Joaquín y 250 compañeros más en todo el país. Brindemos por eso…
Pero… siempre hay un pero…
¿Faltan auxiliares en escuelas? Si, Es la pelea que se viene. Pero démonos el derecho a celebrar lo logrado, por nosotros mismos.
Por estos días compañeros, y nos llena de orgullo con solo mencionarlo, nuestros niños y nuestras compañeros salieron en todos los informativos. Eso que dijeron los niños, lo que transmiten, sus sueños, sus valores, sus ilusiones tienen dos fuentes: la casa, el hogar, y la escuela. La escuela y el festejo que emocionó a nuestro colega, Oscar Tabarez y a Josema Gimenez, no son fruto de la nada. La alegría de esos niños nos conmueve y nos obliga, Queremos, a toda costa formar niños tan alegres como instruidos, tan solidarios como poseedores de una cultura que les de las mejores herramientas de aprendizaje. Y para eso reclamamos lo que consideramos lo mejor para ellos...
Ninguna o ninguno de nosotros es maestro por obligación o porque alguien le dio un ultimátum o porque fue la segunda o tercera opción en un test vocacional. Alejandra es maestra en la Escuela 143 de Montevideo, Andrea en la Escuela 114 de Azotea de Vera, Daniela en la Escuela 2 de tiempo completo de Trinidad, Juan es maestro rural en la Escuela 39 de Treinta y Tres… ¿alguien cree que los obligaron a hacer lo que hacen?
Somos maestras y maestros por amor, somos maestros porque amamos enseñar y ver aprender a los chiquilines, de los de 3 años y de los 12 también, porque el conocimiento es permanente. Somos maestros porque amamos lo que hacemos; somos maestros porque las túnicas blancas y las moñas azules nos conmueven y nos derriten de cotidianas emociones. Somos las que trabajan en Portones de Carrasco o en Casavalle, en Palmitas en Soriano o en Tapia en Canelones. Las que un día hicimos un pacto con nuestro futuro y consagramos nuestros sueños a la educación a lo más sagrado que tiene un país: sus niños.
Es por el compromiso diario de maestros y funcionarios que se pueden concertar cientos de salidas didácticas, atención a los padres, natación, campamentos escolares para que muchos niños conozcan la playa, auxiliares que limpian una escuela entera o cocinan para cientos de niños… muchas veces solas.
Es decir, que hacemos mucho más de lo que se muestra y la Escuela Pública uruguaya tiene mucho de que enorgullecerse.
Por eso hoy, los legisladores Uruguay enfrentan una disyuntiva. ¿Le van a negar la Educación que merecen a sus hijos y a los hijos de sus amigos, de sus vecinos y a los hijos de sus adversarios? La vida a veces nos obliga a tomar decisiones, y las decisiones deben atender a los más vulnerables, a los niños, niñas, adolescentes y jóvenes y su educación a lo largo de toda la vida.
Sé que muchos de los que deben levantar la mano para jugarse como corresponde, como se comprometieron por la educación, son hijos de la Escuela Pública y mandan a sus hijos a la Escuela Pública y que cuando el trabajo parlamentario les permite, los llevan y los retiran, y van a los festivales, y se emocionan viendo a sus hijos cantando el himno o la marcha mi bandera.
Por favor, piensen dos veces antes de decidir si están dispuestos a votar contra sus hijos.
En este país la pobreza tiene rostro de mujer y de niño. ¿Vamos a seguir haciendo seminarios aquí y allá, pagando libros y asesorías que repitan lo que sabemos? ¿O de una vez por todas vamos a hacer lo que TODOS, sabemos que se debe hacer?
Queridos compañeros, seguramente ustedes no lo saben pero se los cuento. Acá, entre nosotros, hay compañeros de los ministerios, de la construcción, de la salud, de las tiendas, bancarios, de estaciones de servicio, de tantos y tantos lugares organizados en nuestra central única y todos cobran un salario por trabajar. Ese salario incluye que la hora o el jornal tiene un valor, todas las horas valen lo mismo.
Los maestros somos raros… sí… raros… y parece que algún cómico hubiese acordado que a los maestros de tiempo completo nos pagaran las primeras cuatro horas a un valor y las otras cuatro a un precio inferior. Pero ningún cómico participó de esto, pero es lo que fue votado y ocurre. ¿Los señores legisladores van a seguir sosteniendo esto? ¿Los señores legisladores, las señoras parlamentarias, estarían dispuestas a soportar un salario así concebido para ustedes?
¿Se imaginan en la conferencia de la OIT en Ginebra explicando que los maestros cobran un salario las primeras cuatro horas de su trabajo y otro inferior las cuatro restantes?
No negamos ni dejamos de reconocer las sustanciales mejoras logradas desde el 2005, no somos necios ni hipócritas, el pozo era muy grande y el agujero gigantesco. Para el magisterio esta inequidad, esta brutal desigualdad ya entra en el terreno moral más que en el político o reivindicativo. Es así. ¡¡¡Todo tiene un límite!!!
Compañeros, compañeras… seguimos con directores y maestros que cocinan y limpian - y lo hacen con orgullo y amor por lo más sagrado, por los niños-, pero que al hacerlo pierden tiempo de que esos niños estén en el aula aprendiendo. ¿Vamos a seguir con la dictadura de la planilla Excel como argumento para todo o vamos a embarrarnos los pies, escuchar el corazón y atender el alma con argumentos que den cuenta quienes deben ganar y quienes perder?
En pocas horas más la rendición estará en el Paramento….. La pelota ahora estará en tu cancha….es tu responsabilidad tomar decisiones, el momento es ahora….porque la Educación de nuestros niños, niñas, adolescentes y jóvenes no puede esperar.
¡¡¡Ponete la camiseta y defendé la Educación Pública!!!
Publicado en Noticias y Novedades

¿Qué es una anécdota? Es una redacción muy breve de un suceso muy notable.

¿Dónde radica su utilidad? En dar claridad a la comprensión del tema o asunto que se trata.

La anécdota vale por sí misma. Es un medio, un mecanismo, una herramienta.

 

Trabajo con textos de la época de la reforma vareliana, a los cuáles se le realiza un análisis para dejar en evidencia la ideología que los animaba. 

Este resumen ofrece una interpretación novedosa acerca de aspectos que son relevantes por su incidencia en los resultados educativos y que, en general, no son considerados prioritarios a la hora de los análisis, conjeturas y localización del país en el panorama mundial.

Título: “La escuela importa. Incidencia de los factores asociados a la Escuela Pública sobre las competencias de los estudiantes de PISA 2006”
Los autores son: Pablo Da Rocha Porcella; Juan Pablo Martínez Ortiz de Taranco; Philippe Rímoli Rimbaud.
Unidad Patrocinante: Instituto de Economía, UdelaR. Facultad de Ciencias Económicas y de Administración. Agosto, 2011

Este trabajo analiza los factores que afectan la adquisición de competencias de los adolescentes que rindieron las pruebas PISA 2006 y cursaron sus estudios primarios en una escuela pública. El análisis se realiza a partir de la estimación de una función de producción educativa,
considerando los datos que surgen de la conciliación de dos fuentes de información: la base de datos de PISA 2006 y el monitor educativo
de Primaria.

Entre las principales conclusiones, se encuentra que los rendimientos de los estudiantes son explicados por la interacción de variables asociadas al individuo y su entorno familiar (dimensión estudiante), al centro de enseñanza media (dimensión centro de enseñanza secundaria) y a la escuela pública (dimensión escuela).

El contexto socio-cultural de los centros educativos del ciclo primario marca la trayectoria de los individuos a lo largo del sistema, resultando determinante en los rendimientos de los estudiantes y en la perpetuación de las desigualdades. La trayectoria por la escuela pública incide a través de distintos factores, como la experiencia de las maestras, los rendimientos promedios de cada escuela y el relacionamiento de las familias con el centro educativo.»

Publicado en Revista 128

El presente artículo aborda la enseñanza del conocimiento social desde la perspectiva de los sujetos, y desde ese lugar realiza la gestión de las fuentes de información y la selección de estrategias adecuadas a los propósitos de enseñanza (estudio de casos), promoviendo la reflexión sobre el carácter complejo de la realidad social, al enfrentar a los alumnos de modo rápido a una diversidad de miradas, versiones o puntos de vista sobre un mismo fenómeno. Esto es, promover la reflexión sobre la multiperspectividad desde la que se construyen las interpretaciones de los fenómenos sociales, así como confrontar perspectivas de análisis para “desnaturalizar” la mirada que los alumnos tienen de la sociedad (Camilloni, 1998).

 

 

 

 

Publicado en Revista 126
Página 1 de 2

Suscripción a la revista

Completa el formulario, y suscribite a la revista QUEHACER EDUCATIVO

Suscripción